boto

noticias

publicado el 29 de octubre de 2013

La Federación de Entidades Cinéfilas “Terror Arreu de Catalunya”, TAC, ha premiado al cortometraje The Yellow Ribbon de Carlos Marqués-Marcet como el mejor trabajo de terror de producción catalana del año 2012. El jurado, formado por los directores Denis Rovira y Sergi Vizcaíno y por un representante del festival Cardoterror (Cardedeu), Guillem Laborda, ha escogido The Yellow Ribbon “por la buena combinación de dos géneros, el western y el fantástico; la química de los actores, la excelente narración y la impecable producción”. El premio se ha entregado durante la clausura de la VIII edición del Cardoterror, el festival de género que se celebra cada año en Cardedeu (Barcelona).

The Yellow Ribbon recupera un viejo poema llevado a Estados Unidos por colonos ingleses “She wore a yellow ribbon” (ella llevaba una cinta amarilla) que acabó por simbolizar la separación entre seres queridos, sobretodo entre los soldados y sus esposas, desde la Guerra Civil hasta los conflictos más recientes em Irak o Afganistán. De hecho, la tradición acabó por representar a la infantería de Estados Unidos, que adoptó el pañuelo amarillo como signo distintivo. La protagonista del cortometraje, ambientado en la época del lejano Oeste, también lleva una cinta amarilla al cuello de la que no se separa nunca. La chica accede a casarse a cambio de dos promesas, no diría nada de su pasado ni de la cinta amarilla que rodea su cuello.

El cortometraje de Carlos Marqués-Marcet ha sido seleccionado en más de una veintena de festivales, ha recibido el premio del jurado del Sindicato de Directores de Estados Unidos, el premio Short TV en el 22 Festival Internacional Estudiantil de Cortometrajes de Cergy-Pontoise, el primer premio del VIII Concurso de Cortometrajes Paradiso de Barrax; y los premios a la mejor película y al mejor director en el XIII Certamen de Cortos CMU Santa María de Europa.

Carlos Marqués-Marcet es director, guionista y editor. Ha realizado diez cortometrajes, ganadores de premios como el DGA Student, el premio IN Juve o el Premio Frankenheimer. Su experiencia profesional incluye un interesante currículum como montador de televisión y cine en diferentes proyectos, entre ellos el largometraje seleccionado en el Festival de Venecia, Caracremada. También es el director del largometraje documental, De Pizarros y Atahualpas. Gracias a una beca de la Fundación La Caixa se marchó a EEUU para estudiar un máster en dirección en la escuela de cine de UCLA. En la actualidad prepara su primer largometraje de ficción, 10 Mil Km con el productor Tono Folguera.

Este año, el TAC ha galardonado también al cortometraje de producción catalana con los mejores efectos especiales. El ganador ha sido Leyenda, de Pau Teixidor, premiado también en el Fantasia Festival de Montréal, el Grossman Fantastic Filme Fest d'Eslovènia o la Semana de Cine Fantástico y de Terror de San Sebastián.


archivo